banner

PPK artificialmente en 2da Vuelta

Por

Por Anthony Hinojosa

16/04/2016 A una semana de realizadas las elecciones de primera vuelta,  la gente de las redes sociales sigue anodada con los resultados ONPE que dicen que PPK es quién pasa a segunda vuelta, y no Verónika Mendoza.

En el último y más importante tramo de la campaña, Mendoza respecto de ambos candidatos Keiko-PPK había llenado más plazas, había construido una mejor empatía con el segmento mas culto de la población, sus nivel de rechazo en las redes sociales era menor que la de sus adversarios, entre otras virtudes de la candidata del Frente Amplio. Yendo a los resultados ONPE respecto a PPK, obtuvo mayor número de congresistas, venció en 7 regiones del país, mientras que PPK solo en 1.

vero_ppk

Con estos indicadores la lógica diría que era Verónika, y no PPK en la segunda vuelta; pero contra toda esta realidad palpable impusieron al candidato de Peruanos por el Cambio,  principalmente con los votos de la poblada Lima.

Lima es la ciudad donde más efecto tuvo el ambiente electoral, compuesto por los medios de comunicación que atacan en sus tres formas: periódicos en cada esquina, televisión, y radio tarde, mañana y noche; cual píldoras suministradas a un paciente hicieron su trabajo sistemático.

En la última semana y en especial los dos últimos días, los medios masivos que son reciben financiamiento via propagandas de grupos económicos, aquellos que controlan los recursos naturales del país,  tomaron partido en contra de la candidata Verónika Mendoza, tejieron una serie de psicosociales para infundir miedo, influyendo negativamente en un segmento de la población de la capital. En una diferencia de solo 1.9%, fue mas  que determinante para su cometido: arrebatarle  la segunda vuelta a la candidata con mayor arraigo en calles y redes sociales de opinión.

Resultado. Hoy tenemos unas elecciones de segunda vuelta frías, una carrera sin competidor, con un silencio en las redes sociales y un desinterés en general de la población. Si no fuera por la obligatoriedad del voto, de seguro que el ausentismo en esta elección de balotaje Keiko – PPK  superaría a la mitad de los electores hábiles.

Esto sucede en la democracia peruana, que permite que un tercer actor (prensa masiva) intervenga más activamente que los propios actores en competencia,  torciendo el cauce normal del desarrollo de una elección. Una débil democracia.

Share This:

Article Categories:
Opinión

Comentarios

-

Menu Title